Entrevistas, Nuevos talentos 0

Séverine Grosjean: La cultura como puente que une a personas distantes y diversas

Ciudadana del mundo, nacida en París y con el corazón en Centroamérica. Séverine Grosjean, periodista cultural, desde niña sabe lo que significa encerrar la vida en una maleta no con el dolor de la pérdida sino con la emoción de lo desconocido. En los años ha transformado el viajar en razón de vida y, tras graduarse en Geografía, Ciencias Políticas, Sociología y Comunicación en el Instituto de Estudios Superiores de América Latina de París, ha realizado intercambios universitarios en el Instituto de Iberoamérica de Salamanca en  España y en Comunicación y Prácticas Artísticas Contemporáneas en la Universidad de Lisboa en Portugal. Tras una estadía en Islandia, país en el cual participó como voluntaria en un programa internacional de fotografía y video; viajó a Ecuador donde trabajó como asistente de Pablo Corral Vega, fotoperiodista de National Geographic y luego a Perú. Aquí entró en contacto con Andrés Longhi y participó en el proyecto Ojos propios. Con esta iniciativa Longhi, a través de la fotografía, permite a las comunidades reencontrarse y a las personas devolver dignidad a su tierra, su cotidianidad, su cultura.

Finalmente un viaje a Centroamérica será el que abrirá a Séverine un mundo de sorpresas inesperadas que le cambiarán la vida.

 

Severine Vanina

 

No había estado nunca en Centroamérica y conocerla fue una verdadera revelación. Pude apreciar su gran riqueza artística y tuve la suerte de trabajar como asistente del galerista Víctor Martínez cuya galería Sol Del Rio en Guatemala, es una de las más importantes y antiguas. Gracias a esta experiencia pude entrar en contacto con artistas, curadores y críticos de arte.

Fue un tiempo muy enriquecedor para Séverine quien se dedicó a conocer el país y a su gente. Escribió artículos para varias publicaciones europeas y americanas, textos para exposiciones en Guatemala y fue co-curadora de la exposición Los ojos del Perú realizada en colaboración con el Centro cultural peruano de Paris. Su trabajo fue tan apreciado que la Embajada de Francia en Guatemala la nombró agregada de prensa y comunicación, cargo que ha desempeñado durante tres años.

– Fue una etapa muy importante porque me permitió ver desde adentro como se conectan diferentes agentes culturales y como intervienen la política, la economía y la sociedad. Pude comprender las complejidades que encierra pensar y realizar un proyecto cultural.

 

Enseñanza de una importancia fundamental ya que ahora estás comenzando un proyecto tuyo The Nomad Creative Project, con el cual quieres dar la vuelta al mundo. ¿Por qué?

Vengo de una familia multicultural y multiconfesional. Tengo la curiosidad del otro en la sangre. Aunque somos diferentes por nuestras ideas, nuestras formas de vivir y de entender el mundo, he podido constatar como la cultura, la música, el baile, la gastronomía o el arte van hilando un dialogo que nos reúne y nos hace crecer. Para mi, el contacto con los demás es esencial. No importa si es por corto tiempo, lo importante es el bagaje de experiencia que me queda, el conocimiento que absorbo sobre las problemáticas culturales, sociales, económicas y políticas que enfrentan los diversos artistas en sus países. Me interesa también conocer con mayor profundidad las complejidades de los diferentes proyectos culturales que asumen las ciudades creativas. Necesito vivir estas dinámicas para escribir sobre ellas y transmitirlas al lector.

 

¿En qué consiste realmente The Nomad Creative Projects?

Como te dije, desde siempre, soy una viajera ávida, curiosa del mundo y de la gente. Llevo mucho tiempo pensando en The Nomad Creative Projects pero solamente ahora siento que puedo darle una base sólida y concreta. Mis experiencias en Guatemala fueron el comienzo de todo, le dieron piso a mi deseo de darle la vuelta al mundo y dejar una huella en él, compartiendo experiencias de vida y culturales y conectando a personas. Por el momento es una aventura que estoy iniciando sola aunque espero que pronto se agreguen otros y que más medios, agentes culturales, artistas e intelectuales quieran involucrarse.

 

the nomad creative projects

 

¿Cómo piensas desarrollarlo?

The Nomad Creative Project se desarrolla en dos partes, la primera consiste en realizar entrevistas a artistas de los cinco continentes y reunir material escrito, fotográfico y de video. El objetivo es difundir, promover y conectar entre ellas a personas que están desarrollando un trabajo creativo en lugares diversos y en diferentes ámbitos: arte, música, cine, diseño, teatro, literatura. La segunda parte, quiere ahondar más en el tejido cultural de cada lugar. Tiene como base la red de ciudades creativas de la UNESCO y a las entrevistas de los artistas voy a agregar otras que realizaré a agentes del mundo político, económico, social, cultural. Trataré de dar un cuadro completo de las nuevas estrategias e iniciativas dirigidas a hacer de la cultura y la creatividad una fuerza motriz para el desarrollo, la regeneración urbana, la innovación, la cohesión social, el bienestar de los ciudadanos y el diálogo intercultural.

 

¿Tienes ya planificados los lugares, instituciones y artistas con los cuales piensas encontrarte?

Mi viaje empieza este mes en Colombia. Ya tengo contactos con artistas y centros culturales en Cartagena, Barranquilla, Cali, Medellín y Bogotá. Los miembros de Paris que trabajan con la red de ciudades creativas me están ayudando a establecer contactos institucionales. Gracias a ellos, he podido relacionarme con los responsables de la red en Medellín y Bogotá, las dos ciudades creativas de Colombia que más me interesan. En el mientras estoy empezando a organizar mi viaje a Brasil, pautado para agosto. Será la segunda etapa de este proyecto.

Preparar todo requiere de mucho tiempo y paciencia. Y no se puede programar cada detalle porque parte del alma de este proyecto reside en la búsqueda de lo desconocido, de lo inesperado. No sé lo que encontraré en el camino, no sé lo que me sorprenderá y no quiero cerrar las puertas a encuentros novedosos y oportunidades insospechadas. Prefiero ir etapa por etapa y dejar que las cosas fluyan.

 

¿En cuánto tiempo piensas terminar tu proyecto?

Nunca he pensado este proyecto en términos de tiempo sino de calidad. Sé que es arriesgado. Sin embargo nunca me han asustado desafíos y sacrificios, por lo contrario son los que me dan más fuerza. Sé que, si en el pasado, hubiese cedido al miedo de las dificultades y las incertidumbres, nunca habría vivido las aventuras que viví.

 

¿Quién financia el proyecto?

Por el momento, yo con mis ahorros y con los pagos de algunas revistas por los artículos que escribiré como periodista freelance. Creo en este proyecto. Espero que despierte un interés en diferentes ámbitos y, a medida que eso vaya ocurriendo y creciendo, surjan nuevas oportunidades.

 

Severine vanina

Photo Credits: rawpixel.com

 

¿Cuáles son tus esperanzas al final del viaje?, ¿cómo piensas capitalizar los encuentros y conexiones construidas durante este largo recorrido?

Espero que este viaje no tenga fin. Espero que este proyecto se nutra de los encuentros que voy a hacer a lo largo del camino. Espero que podamos capitalizar las conexiones que iré construyendo a manos que se desarrollan, sin esperar el final. Espero abrir otra puerta para el dialogo intercultural en el ámbito del arte, de la música, del diseño, del teatro, del cine y de la literatura y crear puentes entre realidades diversas para nuevos encuentros y proyectos conjuntos.

 

¿Crees de verdad que la cultura puede superar muros y crear puentes entre personas diversas?

Parece ingenuo decir que sí, pero sí. Mi familia es un ejemplo, aún sin ser perfecta – contesta Séverine con una sonrisa que desnuda toda la pasión de su juventud – Yo misma lo viví cuando trabajé de voluntaria en Islandia con jóvenes que llegaban de todo el mundo para participar en un proyecto común. Recuerdo lo positivo y satisfactorio que era el sentarnos alrededor de una mesa para pensar, crear y felicitarnos por nuestros logros. Sigo en contacto con ellos. Aunque nuestras vidas sean diferentes, este encuentro cambió algo en cada uno de nosotros, nos enriqueció. También lo sentí cuando trabajé con la Asociación de fotografía participativa Ojos propios en Perú. Gracias a ese proyecto personas de todas las edades, de nivel social diferente, entraban en contacto con su ciudad, su ambiente. Con esas imágenes fueron descubriendo las muchas similitudes que los unían. Entendieron que tenían los mismos problemas, las mismas preocupaciones, que les interesaban temáticas como por ejemplo la contaminación, el ambiente, la educación. Supieron que existían lazos que superaban las diferencias de edad, del lugar donde vivían y de su nivel social. Vi como (re)surgía en cada uno, el orgullo, la confianza y la autoestima. Lo vi sobre todo en los jóvenes quienes encontraron en las fotos un camino para dialogar y ser escuchados y entendidos. Todos necesitamos esos puentes, todos desearíamos transitarlos, hasta quienes parecieran más reacios al contacto con la diversidad. Mi propósito consiste en eso, en favorecer el encuentro entre artistas y promotores culturales para que personas que nunca pensaron conocerse y construir algo juntas, puedan unirse alrededor de intereses comunes.

 

Séverine Grosjean quien emprende un proyecto tan ambicioso cuan apasionante, siente que este es el primer paso, largo como el mundo entero, para poder dedicar su vida entera a la realización de proyectos y encuentros internacionales. Es gracias a personas como ella que podremos oponer a los ejércitos vestidos de botas y uniformes, dispuestos a defender fronteras con armas de guerra, otro, mucho más grande, que no conoce fronteras y detiene una única arma: el poder invencible de la creatividad.

“ViceVersa Magazine apuesta, en un intento por comprendernos, con los pedazos de muchos, que hurgan en significados y futuros posibles.” - Lupe Gehrenbeck

Afíliate a ViceVersa Magazine y asegura su futuro   Afíliate

Puede que también te interese