AFI脥LIATE
Entrevistas, Excelencias 0

Irene Yibirin: alma y cabeza del Festival de Cine Venezolano de Nueva York

NUEVA YORK: El cine es su gran pasi贸n y al cine ha dedicado a帽os y a帽os de estudio y de trabajo. Irene Yibirin, quien naci贸 en California y creci贸 en Venezuela, es el alma y la cabeza del Festival de Cine Venezolano de Nueva York que llega este a帽o a su tercera edici贸n y que por primera vez ha viajado tambi茅n a Huston. Es gracias a ella que en una ciudad tan dif铆cil y exigente como Nueva York el p煤blico ha empezado a apreciar el trabajo de los cineastas venezolanos quienes, en los 煤ltimos a帽os, han logrado metas que parec铆an inalcanzables: el Globo de Oro, la Concha de Oro y por 煤ltimo el Le贸n de Oro.

Irene Yibir铆n estudi贸 Arte, con menci贸n cine, en la Universidad Central de Venezuela y nunca m谩s se alej贸 del s茅ptimo arte.

De car谩cter fuerte y personalidad decidida, Irene ha transformado las dificultades en retos y sus sue帽os en metas.

Su primer trabajo en Caracas fue organizar el Festival de Cine Iberoamericano decortometrajes estudiantiles VIART. Una experiencia importante que le ofreci贸 la oportunidad de trabajar en聽la Cinemateca Nacional, antes, y en聽Amazonia Films, despu茅s, dos reconocidas instituciones venezolanas, en las cuales pudo desarrollar sus capacidades creativas y organizadoras. All铆 sigui贸 acumulando聽experiencia en la organizaci贸n de festivales y entendi贸 que lo que m谩s le gustaba del cine era la producci贸n.聽鈥淢e encanta que un director me cuente una idea y que yo haga magia para transformar su gui贸n en una pel铆cula鈥.

Ser谩 esa pasi贸n la que la llevar谩 a Nueva York, ciudad en la que聽quer铆a hacer cine independiente. Su profesionalidad le abre las puertas del cine independiente local y durante a帽o y medio trabajar谩 como asistente de producci贸n en el documental Gasland de Josh Fox que, en 2011, obtuvo una nominaci贸n al聽Oscar en la secci贸n de Mejor Documental. Trabajar谩 tambi茅n en la producci贸n de otras pel铆culas entre ellas Refuge de Andrew Robertson que se estren贸 el a帽o pasado en el Toronto Film Festival y particip贸 en el Atlanta Film Festival.

Pero el trabajo en el cine independiente se transforma muchas veces en voluntariado as铆 que para vivir y quedar en lo suyo Irene empieza a colaborar con el Consulado General de Venezuela en Nueva York como organizadora de eventos culturales y asistente de la C贸nsul General. Irene organiza exposiciones de arte, fotograf铆a y joyer铆a y ofrece toda la ayuda posible a los cineastas, artistas, escritores que se acercan al Consulado para participar en festivales, exposiciones etc. Lamentablemente no puede realizar el sue帽o de un Festival de Cine venezolano dentro del Consulado porque la sala no tiene las condiciones necesarias para una buena proyecci贸n.

Un acontecimiento muy importante, el nacimiento de su hija, la lleva a otro cambio de vida. Irene deja el Consulado y mientras vive todas las alegr铆as de la maternidad siente que ha llegado el momento de hacer realidad聽ese sue帽o que hab铆a quedado frustrado en el Consulado por falta de espacio: organizar un Festival de Cine Venezolano en Nueva York.

En los a帽os en los cuales trabaj茅 en la Cinemateca y en Amazonia Films, y tambi茅n estando en el Consulado 鈥 nos cuenta Irene 鈥 tuve la oportunidad de conocer a muchos cineastas, actores, productores venezolanos y pude apreciar el gran desarrollo del cine venezolano. Tambi茅n, conoc铆 a muchas personas que buscaban las pel铆culas venezolanas y, cuando alguna de ellas participaba en otros festivales se quejaban porque las entradas eran muy caras o los boletos ya estaban todos vendidos. Hab铆a un gran deseo de ver cine venezolano y yo misma quedaba con las ganas de ver las pel铆culas que mis amigos, en Venezuela, posteaban entusiastas en sus redes sociales鈥.

Tras una b煤squeda meticulosa Irene comprueba que hay Festivales de varios pa铆ses latinoamericanos desde la Habana hasta Brasil, Puerto Rico, M茅xico, Ecuador etc. pero nada para los venezolanos. As铆 que decidi贸 intentar llevar el cine de su pa铆s a la Gran Manzana.

鈥淐ontact茅 a mis amigos cineastas y todos se entusiasmaron a la idea de llevar sus pel铆culas a Nueva York. Hay muchos cineastas que luchan durante varios a帽os, dedic谩ndole su vida entera, a la realizaci贸n de una pel铆cula, luego cuando ya la tienen lista pueden distribuirla solamente en Venezuela porque les faltan las conexiones con los canales de distribuci贸n internacional. Es una gran frustraci贸n y el Festival es un modo para salir de ese c铆rculo y darse a conocer en otros escenarios鈥, explica Irene.

Con la determinaci贸n que la caracteriza, Yibirin se lanza a聽esta nueva aventura y logra realizar su primer Festival de Cine Venezolano en 2013.

鈥淐ITGO Petr贸leos me dio el patrocinio y Tribeca Film me abri贸 las puertas de sus cines con gran generosidad. En la primera edici贸n tuvimos una sala de unos 100 puestos y trajimos 8 pel铆culas que presentamos en funci贸n 煤nica. Las entradas fueron gratuitas, porque era nuestra primera edici贸n, y en cada funci贸n hubo un promedio de 50 espectadores.

El p煤blico premi贸 el documental El Yaque de Javier Chuecos y tuvimos paralelamente dos eventos, uno sobre cine venezolano, abierto al p煤blico en el cual participaron todos los invitados y otro a puertas cerradas, con los directores, en el cual analizamos la realidad de nuestro cine. En esa reuni贸n llegamos todos a la conclusi贸n que el cine de estos 煤ltimos a帽os ha crecido en calidad con respecto al del pasado y que pronto tendr铆a un lugar importante en el panorama internacional鈥.

Una profec铆a que se ha hecho realidad r谩pidamente ya que en los 煤ltimos tres a帽os Azul y no tan rosa de Miguel Ferrari, Pelo Malo de Mariana Rond贸n y Desde All谩 de Lorenzo Vigas, han ganado el Globo de Oro (premio que otorga la Asociaci贸n de la Prensa Extranjera de Hollywood (HPFA), la Concha de Oro (Festival de San Sebasti谩n) y por 煤ltimo el Le贸n de Oro (Festival de Venecia), tres galardones muy importantes.

– Se podr铆a decir que tu decisi贸n de organizar un Festival en Nueva York se ha cruzado con una temporada muy feliz del cine venezolano, que ha crecido mucho tanto a nivel de est茅tica como de contenidos.

Creo que este despunte del nuevo cine venezolano se debe a la gesti贸n del Cenac, de Amazonia Films, de la Villa del Cine y sobre todo al trabajo de Juan Carlos Lozada quien ha sido la cabeza, las manos y las piernas de la reforma de la Ley de Cine y de la manera como se administra toda la plataforma del cine en Venezuela-.

Cuando lleg贸 a su segunda edici贸n el Festival ya era una cita esperada y no solamente por los venezolanos sino por todos los amantes del cine. En 2014 llegaron 13 pel铆culas, varias tuvieron m谩s de una funci贸n y, adem谩s de las sesiones de preguntas y respuestas con los directores, actores y productores, se realizaron dos eventos, uno sobre Crowdfunding, pr谩ctica que utilizaron dos cineastas para realizar sus pel铆culas aunque en Am茅rica Latina es mucho m谩s dif铆cil conseguir fondos por esta v铆a, y otra sobre sexo y g茅nero en Venezuela ya que hab铆a un documental y una ficci贸n que trataban esta tem谩tica.

鈥淭ribeca nos puso a disposici贸n dos salas y hubo funciones en las que聽se agot贸 la venta de los boletos. Tambi茅n en los eventos hubo una gran participaci贸n. El Premio del p煤blico lo gan贸 el largometraje de ficci贸n La casa del fin de los tiempos de Alejandro Hidalgo鈥.

– 驴Y para esta tercera edici贸n?

Este a帽o tendremos 15 pel铆culas en competencia, diez de ficci贸n y cinco documentales y dos fuera de competencia, Pelo Malo y La Distancia m谩s larga. Vamos a tener al menos un invitado por cada pel铆cula, el director o el productor, con los cuales el p煤blico tendr谩 la posibilidad de dialogar al finalizar las funciones. Tambi茅n habr谩 dos eventos, uno sobre la presencia de la mujer en el cine venezolano y el otro sobre el cine documental. Hay que agregar que por primera vez, este a帽o, junto con el Premio del P煤blico, habr谩 el de un jurado compuesto por Suzana Peric, famosa editora musical, Loren Hammonds, programador de Tribeca Film y Carlos Guti茅rrez fundador y director dela plataforma Cinema Tropical que da visibilidad y apoyo al cine latinoamericano.

Y el Festival este a帽o lleg贸 tambi茅n a Houston -.

Si y fue muy grato, 鈥 admite Irene emocionada – Hicimos una edici贸n reducida del Festival y los directores que llegaron de distintos pa铆ses, en representaci贸n de sus pel铆culas, se reencontraron en Houston. Fue una gran fiesta. Se la pasaron abrazados y recordando los tiempos en los cuales estaban empezando y viv铆an todos en Venezuela-.

驴Cu谩les han sido los momentos m谩s emocionantes de estos Festivales?

Organizar un Festival es siempre muy estresante como todo evento que implica la participaci贸n del p煤blico, pero yo disfruto much铆simo ese estr茅s. Cada vez que alg煤n director o una persona del p煤blico se me acerca para agradecerme la posibilidad de presentar o ver cine venezolano en Nueva York yo siento una gran felicidad-.

驴Proyectos a futuro?

Un primer sue帽o es llevar el Festival tambi茅n a otras ciudades de Estados Unidos para que haya siempre m谩s gente que pueda ver la calidad de nuestro cine. Tambi茅n estoy en contacto con otras personas que est谩n tratando de hacer algo similar en Espa帽a, en Argentina, en B茅lgica. Lo ideal ser铆a crear una red entre todos nosotros y juntos llevar el cine venezolano en muchos pa铆ses distintos. Ese es el segundo sue帽o鈥 m谩s a largo plazo 鈥 confiesa con su inconfundible y amplia sonrisa.

Y conociendo su seriedad profesional y su dinamismo no tenemos ninguna duda de que, entro de pocos a帽os, estaremos escribiendo en ViceVersa sobre la red de Festivales de Cine Venezolanos en el mundo.

鈥淰iceVersa Magazine apuesta, en un intento por comprendernos, con los pedazos de muchos, que hurgan en significados y futuros posibles.鈥 - Lupe Gehrenbeck

Af铆liate a ViceVersa Magazine y asegura su futuro   Af铆liate

Puede que tambi茅n te interese

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments